Ni tan feliz…

Estándar

En varias semanas de entrenamiento precumpleaños, ante la vela y la canción (cumpleaños feliz, te deseamos a tiiiii),Santiago llora con un sentimiento único. Se queda viendo la vela y luego de un conmovedor puchero comienza a llorar y no para por un buen rato… Algo lo conmueve, o no le gusta, o le molesta… Tiene un par de semanas para aceptarlo o rechazarlo en definitiva, por lo menos por su primer cumpleaño.

Anuncios

Acerca de Fabiola Aponte Silva/CofradíaMamá

Comunicadora social graduada en la UCAB, ejerciendo actualmente en ámbitos inimaginados. Gerente, emprendedora, asesora comunicacional. En su "tercer turno” descubrió información fascinante: el día a día de sus dos hijos, objeto principal de su investigación periodística y de su master en inteligencia emocional y creativa. Comenzó a escribir sus crónicas en https://cofradiamama.wordpress.com/. Twitter @cofradiamama

»

  1. Cierto, vi tu foto con un zarcillo y con cara de prellanto, una ternura por cierto… La verdad recuerdo que muchas cosas me hacían (me hacen) llorar, la hora del “palo a la piñata” era muy estresante para mi, aunque me preparaba con sendos vestidos, sufría el momento…

  2. Bueno, es una nueva etapa de su vida, nada más y nada menos que pasar de CERO año a UN AÑO. No es fácil, es normal que le dé sentimiento llorón. Yo lloraba cuando me tomaban fotos. En todas mis fotos hasta los cinco años salgo con cara de tragedia y lágrimas.
    Grrrrrrrrrrrrr

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s